La receta para aprender a leer: 200 canciones y 10 000 cuentos

Toru Kumon, creador del método Kumon, observó que los niños que se sabían de memoria muchas canciones tenían una gran capacidad de aprendizaje. Por eso afirmaba que «si acostumbramos a los niños a oír canciones y les leemos en voz alta, aprenden fácilmente a leer». Cuando los niños escuchan canciones, aunque al principio no las entiendan, memorizan la letra guiándose de la melodía y el ritmo. Poco a poco asimilan las palabras de la canción, amplían su vocabulario y profundizan en la comprensión del significado de las palabras a medida que escuchan nuevas canciones. Todo este proceso estimula la iniciación a la lectura.

Numerosas investigaciones científicas realizadas en diferentes partes del mundo confirman que las canciones ayudan significativamente en el desarrollo y el aprendizaje de los niños. Por eso, desde Kumon, se promueve que las familias canten canciones infantiles en casa con sus hijos. Además, las canciones infantiles transmiten tranquilidad y desarrollan la concentración y el sentido musical de los más pequeños. Todos estos beneficios explican el aumento del número de científicos que defienden, como el profesor Toru Kumon, la presencia de la música en la rutina diaria de los niños más pequeños. Por todo ello, resulta imprescindible que los padres con hijos pequeños incorporen esta práctica en sus actividades cotidianas.

Sobre la selección y la dificultad de las canciones

Las primeras canciones deben ser breves, repetitivas y fáciles de entender. Las canciones han de tener letra, y no ser simplemente instrumentales, para que las palabras empiecen a envolver al niño. A continuación, se puede ampliar la dificultad de las canciones con otras que tengan una duración mayor y ofrezcan un vocabulario más amplio al contar una historia completa de principio a fin. Muchas de estas canciones infantiles proceden de antiguos romances y cuentos populares. También hay numerosas canciones actuales compuestas para un público infantil que cumplen todos estos criterios.

Consejos para empezar a cantar en familia  

Antes: buscar el momento adecuado
  • Aprovecha las pequeñas rutinas diarias que os permitan cantar juntos canciones infantiles, como el momento de irse a dormir, la hora del baño, el trayecto a la escuela o un desplazamiento.
  • Incrementa progresivamente la frecuencia con la que realizáis esta actividad.
Durante: ¿cómo hacerlo?
  • Canta a la vez las canciones con los niños. No levantes la voz ni sobreactúes.
  • Observa qué canciones le gustan al niño: si intenta repetir la letra, da palmas y baila mientras escucha una determinada canción, quiere decir que esa canción le llama la atención.
  • Dale al niño la oportunidad de escuchar la misma canción cuantas veces desee.
Después: ¿qué hacer?
  • Mantén un pequeño registro de las canciones que escucháis y que el niño es capaz de cantar por sí solo para ser conscientes de todo el aprendizaje acumulado.
Selección recomendada por Kumon

Para obtener ideas de canciones infantiles adecuadas, descárgate nuestra Guía BRK. En ella incluimos una selección de 15 libros y CD de canciones infantiles de gran calidad que son ideales para niños que aún no saben leer o que están empezando a hacerlo.

Aquí tienes 200 canciones infantiles para favorecer su iniciación a la lectura. Mientras escuchan y cantan, ejercitan su memoria.


Programa de Kumon Lectura: desde los 2 años

Cada niño es un mundo, y el programa de Kumon Lectura de Kumon llena ese mundo de historias y aventuras al tiempo que desarrolla la capacidad que posee para aprender a leer, comprender diversos tipos de texto y desarrollar el gusto por la lectura desde pequeñitos. La lectura es la base de todo aprendizaje. Los niños que tienen una elevada competencia lectora saben expresar mejor sus sentimientos, lo que les aporta una mayor estabilidad y un carácter más alegre y reflexivo. El programa de Lectura está compuesto por 18 niveles: empieza en el nivel 7A con palabras y oraciones simples y concluye en el nivel L con la lectura crítica de textos complejos. Se trata de un programa para niños y jóvenes de todas las edades y con diferentes ritmos de aprendizaje.

El libro adecuado en el momento adecuado

Tras casi 10 años de experiencia con el programa de Lectura, Kumon ha elaborado una guía de lectura que se adapta al nivel lector del niño: la Guía de la Bibliografía Recomendada de Kumon ofrece el libro adecuado, en el momento adecuado.
  • Libros clasificados por el nivel lector del niño, no por su edad.
  • Títulos recomendados para cada etapa lectora, desde la estimulación para bebés hasta la lectura crítica para los lectores más avanzados.
  • Itinerarios temáticos para despertar su motivación.
  • Consejos para educar a un pequeño gran lector.
La guía de la BRK contiene los puntos principales para que cualquier familia sepa crear un buen ambiente lector en casa y fomentar en sus hijos el interés por la lectura.    
Volver

Entradas similares