Kumon Matemáticas

Kumon Matemáticas

Kumon Matemáticas es un programa de matemáticas para niños de todas las edades y capacidades que ayuda a desarrollar las habilidades matemáticas y el gusto por los números. Nuestros alumnos, que pueden empezar desde los 2 años, hacen una prueba al principio de su trayectoria en Kumon para asegurarnos de que empiezan a trabajar en el nivel más adecuado. Estudian en función de su capacidad, independientemente de su edad y de su curso escolar. Por tanto, es la decisión más acertada para cualquier alumno que quiera avanzar o destacar en matemáticas.

Nuestro programa de matemáticas para niños avanza con pequeños pasos desde las nociones más básicas, como reconocer los números, hasta las teorías matemáticas más complejas. Así se van afianzando los conocimientos gradualmente. Creemos que todos los niños tienen potencial para dominar las matemáticas y nuestros orientadores, gracias a su experiencia, los ayudan a lograrlo. Los alumnos desarrollan la capacidad de aprender por sí mismos a medida que van comprendiendo y sintiéndose cómodos en cada tema antes de pasar al siguiente.

Mi hijo tiene…

Kumon Matemáticas acompaña a los alumnos desde el aprendizaje de los números hasta más allá de la resolución de cálculo diferencial e integral. Con Kumon adquieren un potente cálculo mental y no necesitan usar calculadora.

Cada nivel de Kumon Matemáticas desarrolla de forma progresiva las habilidades que se han trabajado en el nivel anterior, lo que asegura una comprensión sólida y la capacidad de poner en práctica lo aprendido.

Los alumnos comienzan en un nivel en el que se sienten cómodos. Ese punto de partida personalizado, junto con la proyección del progreso estimado, se establecen para cada uno de forma individual durante una prueba de nivel gratis.

Quiero ayudar a mi hijo a…

Kumon Matemáticas ayuda a los niños de infantil no solo a sentar una base sólida en matemáticas, sino también a desarrollar las competencias que necesitan para aprender y concentrarse. Nuestros orientadores los apoyan en todos los aspectos del estudio, desde la forma de sentarse, colocar las manos y sujetar el lápiz o abordar las hojas de estudio hasta cómo mantener la concentración, trabajar de manera eficiente y aumentar su resistencia.

Poco a poco, va aumentando el volumen de trabajo que los alumnos de infantil realizan cada día, tanto en el centro como en casa, y eso los motiva y los predispone a seguir aprendiendo con las hojas de estudio de Kumon. Ese aumento gradual mejora su capacidad de concentración. Se empieza con pequeños pasos y se va invitando a los alumnos a permanecer concentrados durante un poco más de tiempo cada vez.
Estudiar con Kumon Matemáticas supone realizar actividades entretenidas que van afianzando gradualmente su capacidad para comprender y su confianza. Queremos que las primeras experiencias del alumno con los números sean positivas; por eso, le presentamos gradualmente hojas de estudio a las que puede enfrentarse y que quiera resolver.

Su primer acercamiento a los números consiste en aprender a contarlos y leerlos. Es una base fundamental para el aprendizaje de tu hijo. Luego, Kumon Matemáticas se irá adaptando a su capacidad con actividades del nivel adecuado de tal manera que pueda tener éxito. Este método de estudio personalizado y estructurado le permite concentrarse en los conceptos hasta que los entiende perfectamente, lo que refuerza día a día su confianza en su propia capacidad.
Kumon Matemáticas ha sido meticulosamente desarrollado y perfeccionado durante 60 años para capacitar a los niños a construir una sólida base en matemáticas y darles las herramientas necesarias para triunfar. Para los alumnos de infantil es muy beneficioso empezar el programa a tan corta edad porque les garantiza una sólida base en cuanto al reconocimiento, la formación y el concepto de los números. Muchos de nuestros alumnos más pequeños saben sumar antes de empezar el colegio. Nuestros alumnos pueden empezar con solo 2 años y muchas veces asombran a sus orientadores y a sus familias con el ritmo de su evolución y sus ganas de aprender.

Nuestro programa está pensado no solo para generar una actitud muy positiva ante el estudio desde el inicio, sino también para permitir que los alumnos, en función de su capacidad, puedan estudiar en un nivel más avanzado que el que les correspondería por su grupo de edad.

Kumon Matemáticas ayuda a que los alumnos de infantil se familiaricen con los números de una manera atractiva mediante unas coloridas y divertidas hojas de estudio, y con el apoyo del orientador.

El orientador anima a los más pequeños a trabajar de forma atenta y reflexiva para asentar su concentración y ampliar su intervalo de atención, así como para adquirir unos buenos hábitos de aprendizaje, imprescindibles de cara al colegio y las etapas educativas posteriores.

Los alumnos ganan confianza con las matemáticas, desarrollan sus habilidades de manera gradual mediante los pequeños pasos que incluyen nuestras hojas de estudio y afianzan cada tema antes de avanzar al siguiente.

Quiero ayudar a mi hijo a…

Kumon Matemáticas permite a cada alumno estudiar en el nivel más adecuado para él. Sabemos que cada alumno aprende a un ritmo distinto y por eso hay que adaptar su plan de estudio a ese ritmo. Así, lo ayudamos a aprender fácilmente y a tener una base sólida de aprendizaje. Pasar a conceptos más difíciles antes de entender bien los más sencillos puede minar la confianza del alumno y su capacidad para seguir avanzando.

Nuestros orientadores evalúan a los alumnos antes de empezar su estudio con Kumon para determinar en qué punto deben empezar. De este modo, desarrollamos sus habilidades para el estudio y su confianza en sí mismos a medida que van afianzando sus conocimientos básicos y avanzando hacia tareas más complicadas.
Kumon Matemáticas pretende inculcar al alumno el entusiasmo por las matemáticas y ayudarlo a dominarlas. Gracias a su experiencia, nuestros orientadores permiten al alumno aprender mediante un estudio individualizado establecido en el nivel más adecuado para él. El alumno avanza por los distintos niveles del programa afianzando su habilidad y adquiriendo soltura en las distintas operaciones matemáticas.

Se introducen nuevos temas con ejercicios y ejemplos de presentación y los niveles de dificultad van aumentando gradualmente en pequeños pasos. Así, cada alumno toma las riendas de su propio aprendizaje y se va poniendo a prueba a sí mismo conforme aumentan su capacidad y su confianza.
Kumon Matemáticas permite a los alumnos trabajar al nivel de su capacidad individual sin restricciones de contenido por el currículo escolar correspondiente a su edad. Los alumnos pasan tanto tiempo como sea necesario en cada nivel para que dominen el tema de estudio y se sientan cómodos con él. Solo entonces avanzan al siguiente nivel. Esto hace posible que aquellos que estén listos para afrontar tareas más complicadas puedan avanzar más allá de su nivel escolar y desarrollar su capacidad en un nivel más adelantado.

Kumon Matemáticas pretende dar al alumno las herramientas necesarias para afrontar las matemáticas de secundaria con comodidad. Los alumnos abordan conceptos numéricos complejos a lo largo de su trayectoria y llegan a dominar el cálculo integral y diferencial. Lo consiguen al mismo tiempo que desarrollan su capacidad para aprender de forma autodidacta trabajando con los ejemplos de las hojas de estudio y aumentando sus habilidades para resolver los ejercicios.

Kumon Matemáticas permite a alumnos de cualquier capacidad abordar las matemáticas con confianza. Nos aseguramos de que dominan cada habilidad fundamental del cálculo antes de seguir adelante.

Gracias la práctica diaria, los alumnos desarrollan su capacidad y adquieren una gran soltura en matemáticas, así como una actitud positiva y concentrada ante el estudio.

El orientador de Kumon establece el nivel más adecuado para tu hijo, independientemente de su edad, con lo que podrá reforzar sus conocimientos e impulsar su desarrollo más allá de su nivel escolar.

Quiero ayudar a mi hijo a…

Kumon Matemáticas ayuda a tu hijo a afianzar su capacidad y soltura con las operaciones matemáticas mientras mejora su forma de estudio. Dedicar un rato cada día al estudio con Kumon ayuda a tu hijo a adoptar unos hábitos de aprendizaje positivos —como leer las preguntas, instrucciones y ejemplos detenidamente— y valorar cuánto puede avanzar si se esfuerza.

Nuestro programa es individualizado y se sitúa en el nivel más adecuado para tu hijo. Así le damos la posibilidad de avanzar de manera satisfactoria en matemáticas y mejoramos su confianza en sí mismo y su concentración.
Kumon Matemáticas aspira a hacer posible que los alumnos se enfrenten con soltura a las matemáticas de secundaria. Una vez que tienen una sólida base en matemáticas, los alumnos pasan a dominar conceptos numéricos más complejos que culminan en el cálculo integral y diferencial.

Nuestro programa no se rige por ningún plan de estudios y los alumnos avanzan al siguiente nivel cuando su capacidad y su soltura con los números se lo permiten, independientemente de su edad. Esto les brinda la oportunidad de ponerse a prueba a sí mismos sin restricciones y resolver ejercicios matemáticos de nivel superior al de su curso escolar.
Kumon Matemáticas no solo pretende dotar a los alumnos de las herramientas para resolver ejercicios matemáticos complejos, sino que también los ayuda a desarrollar habilidades para el aprendizaje autodidacta que les será útiles durante toda su trayectoria académica. A medida que van alcanzando los niveles superiores de Kumon Matemáticas, se anima a los alumnos a consultar más los ejemplos y las soluciones para encontrar por sí mismos la manera de resolver el ejercicio.

Quienes concluyen todos los niveles de Kumon Matemáticas demuestran un gran conocimiento de las matemáticas sin utilizar calculadora y poseen las habilidades necesarias para dominar un tema nuevo por sí mismos. Así están preparados para la universidad y sus estudios posteriores.

Kumon Matemáticas ayuda a los alumnos a tener una actitud positiva ante las matemáticas. Es muy importante detectar su nivel real de dominio y valorar la necesidad de reforzar conceptos básicos antes de desarrollar sus conocimientos hasta alcanzar su nivel escolar y superarlo.

El orientador ayuda a los alumnos a comprender por sí mismos cómo se resuelven los ejercicios de matemáticas utilizando ejemplos como guía. Esto les permite ser cada vez más autónomos, tener más confianza en sí mismos a la hora de aprender y estar dispuestos a enfrentarse a retos nuevos sin depender de un adulto.

Los alumnos de Kumon avanzan a su propio ritmo, que no viene determinado ni por su edad ni por su nivel escolar. Su enorme capacidad nos sorprende cada día, ya que logran superar retos increíbles y se aventuran a resolver cálculos matemáticos complejos que están por delante del temario escolar.

Los contenidos de Kumon Matemáticas

Explora los temas de estudio para saber qué contenidos incluye Kumon Matemáticas.

Desliza para ver más

Contar

El objetivo de los niveles del 6A al 4A es que los alumnos aprendan a recitar los números y a contar señalando los números escritos. En esta etapa, en nuestras hojas de estudio utilizamos mucho las imágenes: las imágenes de puntos y las tablas numéricas permiten a los alumnos de infantil aprender a reconocer, recitar, leer y entender la secuencia numérica. Progresivamente, a medida que van estando preparados, los alumnos van descubriendo un intervalo de números cada vez mayor. Primero se centran en los números del 1 al 5; luego, del 1 al 10; del 11 al 20, y así sucesivamente hasta el 100. Además, aprenden a escribirlos de forma autónoma hasta el 50.

Cuatro operaciones

En los niveles del 3A al D, se profundiza en el conocimiento de la secuencia numérica antes de introducir las operaciones principales: suma, resta, multiplicación y división. Se introduce cada operación con números pequeños y de un solo dígito y se pasa progresivamente a números más altos y de dos dígitos. El método avanza gradualmente: se pasa de sumar y restar en horizontal a hacerlo en vertical. Luego se sigue el mismo procedimiento para multiplicar y dividir. Todo esto se logra en pasos pequeños y a través de preguntas parcialmente resueltas para ayudar a los alumnos a avanzar.

Fracciones

En los niveles E y F, los alumnos se familiarizan con las fracciones y aprenden a resolver sumas, restas, multiplicaciones y divisiones con fracciones mediante ejemplos y ejercicios introductorios. A medida que adquieren confianza y velocidad, avanzan a ejercicios más complejos, aprenden el orden correcto de los pasos que hay que dar para resolverlos y a encontrar el mínimo común denominador y el mínimo común múltiplo, y trabajan con hasta tres fracciones y cuatro operaciones. Además, empiezan a familiarizarse con los decimales.

Álgebra básica

El objetivo de los niveles del G al I es ayudar a los alumnos a dominar los números positivos y negativos utilizando las cuatro operaciones, así como las expresiones y ecuaciones algebraicas. Se los anima a escribir los pasos que dan para encontrar la solución hasta que se familiarizan con el procedimiento. Poco a poco, la complejidad algebraica va aumentando y pasan a resolver operaciones con monomios y polinomios antes de llegar a la factorización, las raíces cuadradas, las ecuaciones y funciones cuadráticas, y al teorema de Pitágoras. Los alumnos adquieren las habilidades necesarias para resolver ejercicios correctamente y escribiendo los pasos intermedios adecuados.

Funciones

En el nivel J, el alumno desarrolla por completo sus habilidades algebraicas antes de pasar, en el siguiente nivel, a abordar las propiedades básicas de las funciones. Aumenta gradualmente su comprensión de las funciones al abordar ejercicios de creciente dificultad antes de avanzar a los logaritmos, los límites, la diferenciación y la integración. Los alumnos adquieren entonces las competencias necesarias para trabajar con funciones trigonométricas y ecuaciones de rectas y circunferencias.

Cálculo

En los niveles N y O se adquieren las habilidades necesarias para abordar la integración avanzada y las ecuaciones diferenciales una vez que los alumnos han profundizado en su comprensión de los límites. Todo lo que han aprendido los alumnos a lo largo del programa culmina aquí en su habilidad para resolver ejercicios matemáticos de nivel de secundaria gracias a las habilidades de cálculo y gráficas que han desarrollado. También han profundizado ya en las habilidades necesarias para seguir avanzando en su aprendizaje autodidacta al estar acostumbrados a utilizar los ejemplos, las pistas y los libros de soluciones para entender y trabajar conceptos matemáticos complejos.

¿Cómo funciona Kumon?

Los alumnos de Kumon resuelven la tarea en casa diariamente y asisten a su centro dos veces por semana. El tiempo que tardan en completar la tarea diaria es de unos 30 minutos por programa, aunque puede variar.

Durante cada sesión en el centro, los alumnos resuelven sus hojas de estudio bajo la supervisión y con las indicaciones del orientador y su equipo de asistentes. El tiempo que pasan allí permite al orientador brindarles el apoyo que necesitan en su estudio y asegurarse de que están avanzando de manera adecuada. Cada vez que acuden al centro, los alumnos entregan el trabajo que han resuelto y calificado en casa, y se llevan la tarea correspondiente a los días de estudio que quedan hasta la siguiente sesión.

30 minutos en Kumon

Busca tu centro más cercano

Personal cualificado
Desde 2,25 € / día
Más de 230 centros