5 Manualidades para disfrutar con tus hijos

Muchas veces nos esforzamos por regalar muchos juguetes a nuestros hijos pensando que no negarles nada es lo mejor para ellos, pero eso nos hace olvidar que ellos se divierten y estimulan su imaginación de las formas más sencillas. Los niños agradecen más que les dediquemos un tiempo que cualquier posesión material. Para que disfrutes de ese tiempo compartido con tus hijos, te proponemos unas sencillas manualidades que te ayudarán a enseñarles el mundo y que podréis realizar en cualquier momento.

Flores con bastoncillos

Con unos bastoncillos para los oídos, unas bolas de poliexpán o corcho blanco, unas ramas y una botella podrás crear un simpático jarrón con flores. Has de cortar los bastoncillos por la mitad para poder clavarlos en las bolas de corcho blanco, a lo largo y ancho de toda la esfera.

Después, moja las puntas de algodón con una pintura o esmalte de base de agua (deja que tus hijos elijan los colores), y cuando estén secas, espétalas en las ramas secas. Puedes ponerlas en un jarrón o reciclar una botella de cristal.
 

Pompones de lana vieja

Si tienes un jersey de lana viejo que ya no usas o que a tus hijos les queda pequeño, puedes reciclarlo haciendo unos simpáticos pompones, que puedes convertir en muñecos poniéndoles ojos y pies de fieltro o goma eva. Aquí tienes un tutorial  (en inglés, pero con las imágenes es muy fácil de entender) del paso a paso para realizar estos pompones. Basta con enrollarse el hilo de lana en los dedos, después atarlo con fuerza en el centro para que quede como una especie de rosquilla y luego ir cortando todo alrededor.

El océano en una botella

Seguro que muchas veces has visto esos pisapapeles con forma de burbuja que recrean el mar. ¿Te has preguntado alguna vez cómo se hacen? Es muy sencillo: basta con que tus hijos te ayuden a rellenar cualquier recipiente que se pueda cerrar, como una botella de plástico, con aceite de bebé transparente y agua coloreada con cualquier colorante alimenticio (azul si quieres un color fuerte o mezclando azul y verde para tonalidades más suaves). Para completar el efecto, puedes meter alguna concha, arena, purpurina o pececillos de plástico. Eso sí, asegúrate después de pegar el tapón con pegamento, para que no se abra por accidente cuando tus hijos jueguen con él.

Cuenco con botones y abalorios

En este vídeo, mira el paso a paso para realizar un sorprendente bol con botones que quedará muy llamativo en la habitación de tus hijos
 

Gato japonés

Si lo tuyo es la costura y quieres enseñar a tus hijos a coser, ¿qué te parece este simpático gato japonés? Se puede hacer fácilmente reciclando unos calcetines viejos que tengas por casa. Además, es una buena forma de enseñarles a reutilizar las cosas que ya no necesitan.

Estamos seguros de que será el favorito de tus hijos, les encantará que sea hecho por ti. Además, es una buena forma de enseñarles a reutilizar las cosas que ya no necesitan.
 
 

 

Volver

Entradas similares